viernes, enero 11, 2008

Captar y retener talento: el reto del siglo XXI

Ya comenté el pasado mes de noviembre el tema de lo difícil que se está poniendo para las empresas contratar personal cualificado. No sólo es complejo encontrar los perfiles adecuados, sino que las nuevas generaciones vienen imponiendo condiciones que a los que tuvimos que batallar por un puesto de trabajo en épocas de crisis nos resultan un poco chocantes (aunque insisto en que es perfectamente legítimo que alguien quiera salir a su hora del trabajo).

Hoy leo un par de artículos más que demuestran que la situación es generalizada. Os paso los enlaces:

Buscando empleados ¿desesperadamente? (Julio Alonso)
¿Cuándo pasamos de ser una sociedad de la información a una "saciedad"? (Juan Luis Polo)

Os recuerdo también el texto de Jorge López que motivó mi artículo de noviembre:

Confianza en el futuro

Por lo que veo hay muchos elementos que llevan a esta situación en la que los candidatos a los puestos de trabajo "tengan la sartén por el mango". Hay cuestiones relacionadas con la pirámide de población, las bajas cifras de desempleo entre los titulados universitarios (calculo que entre los titulados técnicos las tasas deben ser ridículamente bajas), la actitud de permanencia en la zona de confort que muestran muchos jóvenes y, en algunos casos, hasta la mala educación (si no vas a acudir a una entrevista de trabajo porque te lo has pensado mejor -como cuenta Julio-, ¡coño! ¡avisa con tiempo!).

En todo caso, me reafirmo en lo que dije en noviembre. A las empresas les toca mover ficha y realizar ofertas más imaginativas para captar y retener talento. No hay fórmulas mágicas, pero los ingredientes que hay que manejar son más o menos conocidos: retribución competitiva, flexibilidad, teletrabajo, conciliación, desarrollo profesional, formación permanente... ¡Y aún así hay que tener suerte!

El tema no sólo afecta a las empresas pequeñas (como Weblogs S.L. o Territorio Creativo), sino que las grandes también tienen que batallar por el talento.

Como muestra de lo que hace IBM en este terreno os paso el segundo vídeo que hemos colgado en YouTube. Se trata de un vídeo producido para la presentación de los Premios Sociolaborales de la Fundación Sagardoy. IBM fue galardonada con un premio a su trayectoria socio-laboral y a la acción social. Por eso la primera parte tiene más que ver con las políticas de recursos humanos (hasta el minuto 3 aproximadamente) y la segunda con los proyectos de responsabilidad social corporativa.

5 comentarios:

Xavier dijo...

Lo que leo me suena como a chino... ¿Te vas Pozuelo porque es más barato que la City y te sorprende que sea un problema estar en un sitio peor comunicado? ¿Estás desesperado buscando gente y en tu página web no dices nada?

Me maravilla que gente que supuestamente debería detectar tendencias no sean capaces de ver que vivimos en una sociedad llenísima de estímulos y que la mayoría de la gente, no importa su edad, prefiere "comprar" tiempo libre a tener más dinero.

Si vas a ofrecer "sangre, sudor y lágrimas",será mejor que seas Churchill, o una ONG, o una multinacional del copón/minúscula startup que puede cambiar el mundo...

Fabián dijo...

De todo hay en este supermercado, Xavier.

Estoy bastante de acuerdo contigo y por eso digo que las empresas tienen que ofrecer soluciones imaginativas que permitan a sus empleados alcanzar sus objetivos profesionales y mantener una vida privada razonable, pero...

Eso no quiere decir que uno pueda ser un maleducado y desaparecer sin dejar señas cuando ha aceptado un puesto de trabajo y en su empresa le han hecho una contraoferta.

Eso no quiere decir que la primera pregunta que hagan los candidatos sobre la empresa en una entrevista de trabajo sea ¿a qué hora se sale?

Y eso no quiere decir que uno no pueda mostrar un poco de interés por el trabajo en sí mismo cuando ha enviado voluntariamente el CV.

Como te digo, de todo hay en este mundo. Recientemente me he encontrado (para una empresa que me es muy cercana) con una modalidad de candidato que desconocía hasta ahora:

Se presenta el candidato en cuestión como gran conocedor de determinada área y tales y cuáles programas informáticos, y te muestra unos trabajos que así lo parecen demostrar.

Lo contratas y a los 7 ú 8 días te das cuenta de que no tiene ni idea de nada de lo que afirma en su CV.

Por supuesto, le despides en el periodo de prueba. Y este empleado se lleva los 8 días de sueldo, prorrata de pagas extras y vacaciones correspondientes. Total unos 500 euros por el morro. Y acto seguido el "trabajador" en cuestión se va a seguir moviendo su CV falso en infojobs. ¿Es un curioso método para ganarse la vida, verdad?

Pues es real como la vida misma.

-Xv dijo...

Desde luego, la mala educación de los candidatos no tiene justificación (no, ni siquiera que a nadie le sorprenda que un proceso de selección acabe sin la mínima cortesía de un "muchas gracias por su CV, que no se ajusta a nuestras necesidades actuales").

Lo que describes debe ser a lo que aspiran los canaperos más ambiciosos... Fabián, vale ya de hacer de divulgador de picaresca ;-)

Anónimo dijo...

¿Es muy común encontrarse individuos de este tipo a la hora de contratar personal en las empresas de RRPP?

Fabián dijo...

No lo sé, anónimo. Yo me he encontrado con un caso. Me han confirmado que es bastante común en trabajos del sector industrial, no para puestos muy cualificados, pero sí para puestos en los que se exige alguna experiencia y se planta gente que realmente no sabe nada del trabajo, pero con un CV falso.