sábado, abril 02, 2011

El Manuscrito Voynich, de Marcelo dos Santos

El Manuscrito Voynich, de Marcelo dos Santos es un muy entretenido texto sobre "el libro más misterioso de todos los tiempos". Hay abundantes artículos por Internet como para no detenerme ahora en detalles; simplemente, para el que no esté todavía informado, el Manuscrito Voynich es un libro de finales de la Edad Media compuesto en una lengua extraña (o en un código desconocido) y lleno de misteriosas ilustraciones de plantas inexistentes, amén de otras de mujeres desnudas.

El libro de Marcelo dos Santos hace una pormenorizada descripción de todo lo que se sabe sobre este misterioso libro. Desde su descubrimiento en un Monasterio en Italia por parte de un anticuario de libros hasta la actualidad, pasando por la reconstrucción de lo que se ha podido llegar a saber de la historia del libro anterior a su descubrimiento. Los intentos de descifrarlo han sido variados, y ha resistido el trabajo profesional de afamados criptógrafos y de las más modernas computadoras.

La controversia sobre su contenido y sobre si se trata realmente de un texto codificado o de un ingenioso invento para birlarle 600 ducados a Rodolfo II de Bohemia (lo más probable) sigue y seguirá durante años. De hecho, una simple búsqueda en Google nos ofrece en la primera página de resultados diversos artículos que aseguran que, por fin, el endiablado texto ha sido descifrado y que se trata, por ejemplo, de un texto en italiano escrito en anagramas (en mi opinión esto no cuela, si la respuesta fuese tan simple, el texto habría sido descifrado hace años).

En fin, que el libro de Marcelo dos Santos me ha resultado entretenido e interesante.

1 comentario:

Anónimo dijo...

¿Y si los que han intentado descifrarlo estaban tan convencidos de la autoría de Bacon que ni se les pasó por la cabeza el idioma italiano? Entonces sí que colaría.
Y sigue siendo muy mosqueante la "traducción" basada en un origen dacio-rumano del texto. En resumen: los descifradores oficiales piensan en inglés y menosprecian otros idiomas. Aun acabará siendo cierta la autoría de da Vinci...